En los tiempos que corren la diferenciación entre los candidatos a un mismo empleo es más difícil que nunca. Jóvenes que cuentan con una o varias carreras universitarias, formación en el extranjero, másteres o incluso varios idiomas son cada vez factores más habituales en la formación de las nuevas generaciones.

Es por ello, por lo que el informe del Foro Económico Mundial ha elaborado un listado con las competencias que las empresas más demandan a la hora de contratar nuevos candidatos y, bajo sorpresa de muchos, las emociones y la gestión de las mismas es una de las aptitudes más valoradas.

Como ha publicado la edición Papel, de El Mundo, hay una serie de habilidades emocionales que se consideran de absoluta necesidad a la hora de llevar a cabo cualquier profesión, y es que, una buena gestión de los estados de ánimo, ayudan a evitar el estrés y la ansiedad, que son las principales causas de baja laboral.

Los empleadores buscan profesionales que además de contar una óptima formación, sepan gestionar y perciban de su personalidad las siguientes emociones:

Si quieres conocer todos los detalles, visita el siguiente enlace.

Share This